Vicente

Un buen detalle

Por Vicente

Dicen por ahí que a las mujeres les encantan los detalles. A lo largo de los más de veinte años que llevo manejando mi florería, he comprobado que ese dicho es muy cierto y que unas buenas flores son el mejor detalle. No lo digo sólo por dedicarme a este negocio, sino porque antes de ser florista, soy un hombre que disfruta tener contentas a sus cinco mujeres: mis cuatro hijas y el amor de mi vida: mi esposa. Me gusta sorprenderlas con sus flores favoritas en un día cualquiera, sin ser fecha especial; orquídeas para mi esposa y gerberas de muchos colores para nuestras cuatro niñas (que ya no son tan pequeñas pero para nosotros siempre seguirán siendo “nuestras niñas”).

Me da mucho gusto ver que esta tradición es compartida por muchos, sobre todo en estas épocas en las que se acostumbra tener detalles hacia nuestros seres queridos para demostrarles cuánto los queremos. Antes se usaba que sólo en cumpleaños, Día de las Madres o aniversario de bodas se daban flores, pero los años han hecho que sean una muestra de cariño atemporal. Prueba de ello es que en estos días incluso tuve que contratar a otro asistente porque tenemos tantos pedidos, que voy y vengo en mi Avanza Cargo transportando cada vez más flores para asegurarme que nunca falten en mi tienda las flores que desean los clientes, por lo que necesitaba ayuda extra en tienda.

Afortunadamente mis empleados me han respondido de muy buena manera; estoy muy agradecido con ellos por darme la mano y dar su mayor esfuerzo estos días en que hemos andado muy ajetreados. Todavía no les he comentado nada, pero premiaré su compromiso con un aumento de sueldo y arreglos florales para sus novias y sus mamás. Quiero que ellos sepan que cuentan conmigo así como yo estoy contando con su apoyo. Al final de cuentas, esta época es para compartir.

Comparte esta aventura

Déjanos tus Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

SHARE

Un buen detalle